lunes, 31 de agosto de 2015

Falda rebelde

En cable. El título pintaba chotísimo. El personaje de la madre desquiciada, que hace que el padre diga que al lado de ella cualquier hombre se vuelve gay, la salva. La típica historia de chica con ilusiones que es reprimida por la familia se transforma en retratos de hermano, abuela, padre y novio, mujer que quiere manipular a su hija pero logra ser feliz con su felicidad. Graciosa pero mucho mejor de lo que esperaba.

Lunes por la madrugada...

Yo cierro los ojos y veo tu cara
que sonríe cómplice de amor...