jueves, 4 de agosto de 2016

Altas llantas

Ya hace dos semanitas que la gente se asoma a sus puertas para aplaudirme cada vez que cruzo la calle para el gym. Y ahora que tengo zapas nuevas... iuuuuuuupiiiiiiii!!!!!



La próxima vez que Silvana Albertina Oyarzabal y yo salgamos a comprar zapas te juro que vendo entradas. Y que nos sigan los espectadores de un local a otro o en nuestros diálogos patéticos con las vendedoras. Prohibido para mis hijes que me detestan en estas situaciones.



La vendedora de aritos le dijo "linda" a Silvana Albertina Oyarzabal y a mí me dijo "muchas gracias". ¿Vos te creíste que no me di cuenta? Ehhhhhh!!!!!


Lunes por la madrugada...

Yo cierro los ojos y veo tu cara
que sonríe cómplice de amor...